Al ultimo que llega lo quiere adorar, y solo se aleja para cagar. Siempre está dentro atento a todo lo que pasa en el lugar. Su vigilancia es constante, nunca para de amar»